Sáb. Jul 13th, 2024

Morelos, México – Un frente frío se ha formado en la política morelense, con ráfagas de acusaciones, críticas y descalificaciones surcando el paisaje político. Los ex gobernadores Graco Ramírez y Cuauhtémoc Blanco han convertido el escenario político en un ring de boxeo, intercambiando golpes verbales con intensidad creciente.

Graco Ramírez ha lanzado golpes bajos a Blanco, a quien tildó de “ausente” y “frívolo”. Ramírez alegó que comparar su mandato con el de Blanco era un “abuso”, criticando la gestión de su sucesor y al actual Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), a quien calificó como “el peor Presidente de México”.

Ramírez afirmó que AMLO, a quien él mismo invitó a unirse al PRD, sigue siendo en esencia un miembro del PRI. Lamentó el incremento en la violencia en Morelos y en todo México y acusó al presidente de buscar destruir las instituciones que tanto esfuerzo costó construir.

Blanco, por su parte, contraatacó, señalando a Ramírez como el verdadero enemigo de Morelos. Blanco señaló a Ramírez por sus obras innecesariamente costosas y por los escándalos de corrupción que oscurecen su mandato. Se jactó de su transparencia y la falta de esqueletos en su armario, invitando a que lo investiguen.

Mientras las acusaciones volaban, cada uno de los ex gobernadores defendió sus respectivas administraciones, y se desató una guerra de palabras que amenaza con desestabilizar aún más el terreno político en la antesala de las elecciones. ¿Será esta la señal de una nueva era de confrontación en la política mexicana o simplemente un reflejo de las luchas de poder en curso? Solo el tiempo lo dirá.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *