Ciudad de México, 18 de octubre del 2023. – Los recientes logros de Petróleos Mexicanos (PEMEX) han superado en ocho veces la producción combinada de las empresas privadas en un tiempo considerablemente más corto, según los datos más recientes de la empresa estatal.

A partir de 2019, los nuevos proyectos de PEMEX comenzaron a contribuir a la producción, generando en menos de cinco años un asombroso total de 586 mil barriles diarios de hidrocarburos líquidos, en comparación con los 103 contratos otorgados a empresas privadas desde 2014, que apenas producen 69 mil barriles al día.

Octavio Romero Oropeza, director general de la empresa, destacó: «Esto demuestra cómo PEMEX ha impulsado su producción a través de nuestros nuevos campos, mientras que las empresas privadas han quedado rezagadas en términos de producción».

Estos campos recién desarrollados se han convertido en un pilar fundamental para la producción de la petrolera mexicana. Se espera que su contribución alcance los 595 mil barriles diarios para finales de este año, representando el 32% de la producción total, mientras que los campos maduros contribuirán con el 68%, alcanzando un total de 1 millón 291 mil barriles diarios.

Romero Oropeza subrayó: «La nueva producción que hemos logrado en esta administración es de gran importancia y actualmente representa un tercio de nuestra producción total».

En cuanto a la producción de gas, los campos recién desarrollados de PEMEX aportan mil millones 552 mil pies cúbicos diarios, mientras que las empresas privadas en el sector contribuyen con 108 millones de pies cúbicos diarios.

Este éxito en los nuevos desarrollos se ha logrado gracias a un cambio en el enfoque de la Estrategia Exploratoria, que se ha centrado en pozos terrestres y aguas someras. Los pozos terrestres se encuentran principalmente en Tabasco y Veracruz, mientras que los pozos de aguas someras se ubican en el litoral de Tabasco y Campeche.

El director comentó: «Los resultados positivos se deben a un cambio en la dirección de las inversiones, ya que en administraciones anteriores se invertía más en el norte, especialmente en aguas profundas. En esta administración, redirigimos las inversiones al sureste, donde sabíamos que existían recursos abundantes, y los resultados hablan por sí mismos».

A pesar de la importancia de los desarrollos nuevos, el director de la empresa destacó que uno de los desafíos más significativos ha sido la declinación de los campos maduros, la cual aseguró que ha tocado fondo en esta administración.