Mercados Financieros en Tensión ante Incertidumbre de Tasas de Interés

Ciudad de México, 16 de enero del 2024. – Los mercados financieros globales enfrentan una jornada de incertidumbre este martes, con el dólar fortaleciéndose ante sus principales cruces y las expectativas de recortes en las tasas de interés desvaneciéndose. Esta situación ha llevado a operaciones con pérdidas generalizadas en los mercados, afectando especialmente al peso mexicano.

En la apertura de hoy, el peso mexicano se ha depreciado significativamente en un 1.15%, lo que equivale a 19.59 centavos, cotizando alrededor de 17.0716 unidades por dólar. Gabriela Siller, directora de estudios económicos de Grupo Base, atribuye esta depreciación a un fortalecimiento generalizado del dólar, impulsado por la expectativa de que la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos podría demorar los recortes de la tasa de interés. Adicionalmente, la retórica política de Donald Trump, quien se perfila como candidato a la presidencia de Estados Unidos, también influencia el mercado.

A pocos días de la primera reunión del año de la Fed, los mensajes recientes tanto de este organismo como del Banco Central Europeo (BCE) han sembrado dudas sobre un recorte anticipado en las tasas de interés. La probabilidad de una baja de tasas por parte de la Fed en marzo ha disminuido de 77% a 66% en una semana, mientras que para el BCE, la expectativa de un recorte en marzo ha caído al 25%.

En Estados Unidos, tras el feriado del lunes, Wall Street y otros mercados financieros reanudan operaciones con una tendencia a la baja. Paralelamente, las tensiones geopolíticas en el mar Rojo están afectando la rentabilidad de la deuda, con los bonos estadounidenses alcanzando nuevamente niveles del 4.0%.

En el ámbito de las materias primas, el petróleo muestra leves incrementos, con el WTI subiendo un 0.15% a 72.88 dólares y el Brent aumentando un 0.60% a 78.62 dólares. Estos movimientos reflejan la complejidad del panorama económico global, donde los inversionistas se mantienen cautelosos ante la incertidumbre de las políticas monetarias y los desarrollos geopolíticos.